Suscríbete!

Suscríbete a nuestro newsletter para siempre estar actualizada! Ver más, aprender más.



Teléfono: +34662382888
e-mail:
Skype: tondi98

El trámite de la compra

Tanto una persona física cómo una persona jurídica tienen  derecho a comprar una propiedad en España: se necesitará sólo un pasaporte en vigor y el dinero necesario. No se necesitarán documentos ni permisos adicionales. Según las leyes españolas, sólo el mismo propietario o una persona autorizada mediante el poder notarial pede vender una propiedad. 

 

El trámite para adquirir el derecho para una propiedad en España 


Процесс приобретения недвижимости 1. Después de que la empresa o agenica haya elegido y reservado  la vivienda para el comprador, se abre la cuenta bancaria para este y de esta cuenta se hacen todas los pagos que tienen que ver con la compra de una vivienda. En el futuro puede ser utilizada para los cobros de los gastos de la comunidad, impuestos, seguro, letras de la hipoteca. La cuenta la puede abrir el agente del comprador si está autorizado.

 

2. Abrir la cuenta en euros es gratis, pero después si el balance es positivo, se cobrará una comisión trimestral o anual. El primer pago puede resultar a cero. Después, recibirá la libreta bancaria, donde se reflejarán todas las operaciones realizadas. En 3-5 días se le entregará la tarjeta bancaria. En los bancos españoles también se puede solicitar una tarjeta de crédito (Visa, MasterCard).

 

Cualquier propiedad en España tiene que estar registrada en el Registro de la Propiedad. En el registro se puede obtener información sobre el propietario de la vivienda, su valor catastral, la superficie total y tambien las deudas del propietario.

 

3. Después de haber elegido la vivienda y tomado la decisión de adquirirla, se hace el contrato de compra-venta en el que se reflejan las condiciones y el modo de pago. Habitualmente, en el contrato se recogen quiénes participan en la transacción, las características de la propiedad según el Registro de la Propiedad, se fija la cantidad total, los  impuestos y la forma de pago. Al firmar el contraro, generalmente, el comprador paga alrededor del 10% del valor de la vivienda como depósito. El resto debe pagarse en el momento de la firma de la escritura pública, que se formaliza por el comprador y por el vendedor en  la notaría en presencia de un natario español. El pago total debe justificarse con los documentos correspondientes. La mejor forma de pago es mediante transferencia bancaria a la cuenta corriente del vendedor o mediante  cheque.

 

4.  El comprador y el propietario firman juntos todos los documentos:

  • En caso de ser una vivienda de segunda mano, la firma la hará una persona física;
  • En caso de ser una vivienda nueva, será la empresa constructora.

 

La operación de compra-venta de una vivienda en España siempre se realiza por un notario que garantiza la seguridad máxima. El único caso en el que el comprador firma la documentación de la compra de la vivienda con una agencia es cuando la agencia tiene el poder del vendedor para realizar la transacción en su nombre. La inmobiliaria también tiene derecho a firmar  el borrador del contrato de compra-venta en nombre del vendedor y recibir el depósito. En este caso se necesita sólo un poder ordinario del vendedor.

 

5. La entrega de las llaves se realiza al firmar el acuerdo notarial. En cuanto esté firmado el contrato de compra-venta, el notario manda un fax al Registro de la Propiedad para informarle de que la transacción ha sido realizada. Se le dan 30 días para pagar el impuesto de sellos  (I.A.J.D.) y entregar el documento al Registro.

 

6. En España  el objeto de compra-venta es tanto la percela como la vivienda. O sea, cualquier persona física o jurídca (incluso una persona extranjera) tiene el total derecho a adquirir la parcela. Sin embrago, hay muchos detalles en este trámite. Uno de los problemas es el destino del uso de la parcela, establecido por el Gobierno. Antes de la formalización de la transacción hay que estudiar los fines de uso del objeto de la compra.

 

7. En España hay parcelas que están destinadas a fines agrícolas o representan un valor histórico o arqueológico y está prohibido construir en ellas. No se puede construir a menos de 100 metros de la costa - la Constitución Española define que la costa y las playas son propiedad del Gobierno. En el año 1988 en España fue aprobada la ley de costas, que aprueba y extiende los derechos del Gobierno en la zona costera.


8. En España casi todo el terreno pertence a  la propiedad privada. Las parcelas se venden y en el futuro pueden utilizarse para la construcción. La compra de la parcela en la que no se pretende construir en el año corriente, se somete al impuesto del 7% más gastos notariales. Para cualquier tipo de construcción es necesario recibir una licencia para los proyectos particulares con las limitaciones según la zona. Habitualmente, la altura de un edificio no puede supperar los tres pisos.

Comentar: